lunes, 2 de marzo de 2015

Fresas con chocolate.

Es más que sencillo, casi me atrevo a decir que es unan tontería pero está buenisima y yo no puedo vivir sin algo dulce. 
Mientras se gratinaban los raviolis he lavado y cortado unas fresas, ya empiezan a verse en el mercado aunque no están muy dulces. Las he colocado en unas copas y en un cuenco he puesto media tableta de chocolate negro, tres cucharadas de leche condensada y cuatro cucharadas soperas de leche ( desnatada para no engordar), al micro medio minuto, lo saco y revuelvo con cuchara de madera. Si todo está bien deshecho, lo echo sobre las fresas que están encantadas en sus copas, si no está bien deshecho, pues unos segundos más al micro. Es un postre tonto tonto, pero rico y fácil.