miércoles, 8 de abril de 2015

Palmeras de chocolate.



Esta receta ha sido un placer; un placer hacerla por lo sencillo que resulta y un placer comérselas, porque estaban buenísimas, han volado.

Necesitamos, una plancha de hojaldre, o dos si queréis hacer mas cantidad, 100 gramos de chocolate negro, 40 gramos de mantequilla, un poco de azúcar y un huevo para pintar el hojaldre ( si hacemos dos planchas de hojaldre, multiplicamos todo).

Lo primero extender el hojaldre en un papel de cocina. A continuación, en un cuenco ponemos el chocolate y la mantequilla y lo metemos 30 segundos en el microondas, sacamos, mezclamos y como casi seguro que aún no está deshecho del todo, pues repetimos, otros 30 segundos y revolvemos bien. Lo dejamos enfriar unos minutos.
Cuando  ya está templado cogemos nuestro pincel de cocina y con el chocolate pintamos todo el hojaldre, repartiéndolo bien. Ahora queda enrollar, cogemos uno de los bordes del  hojaldre y lo vamos enrollando bien apretado hasta llegar al centro. Con el otro borde hacemos lo mismo de manera que nos queden dos cilindros juntos en el centro, mas o menos, tampoco hace falta escuadra y cartabón.

Batimos el huevo y pintamos los dos rollitos y los espolvoreamos de azúcar. Lo metemos en la nevera y lo dejamos enfriar un rato.
Si habéis pensado en omitir la mantequilla, no lo  hagáis, porque el chocolate al endurecer se rompería y es  la mantequilla o margarina que le hemos añadido lo que le da esa textura de pomada y evita que  se rompa.

Es el momento de poner a calentar el horno a 200 grados y,  mientras lo hace, sacamos de la nevera nuestros rollos y cortamos en rodajas de un centímetro más o  menos. Las colocamos sobre papel de horno en una fuente y dejamos sitio entre ellas, vamos, que corra el aire para que no se nos peguen al crecer la masa. Si os ha sobrado huevo y os gusta pintar, podéis aprovechar y darle una  pasada a las palmeras ya cortadas.
El  horno ya estará caliente, metemos la fuente con las palmeras y en unos diez minutos las tendremos listas. Las dejamos enfriar y al ataque....están diciendo cómeme.