domingo, 5 de abril de 2015

Rollitos cuatro quesos










El nombre no tiene nada que ver con la receta, de rollo, no tiene nada, salvo la forma, es sencilla y en mi casa les ha encantado.

Necesitamos: un paquete de lasaña fresca, aunque vale de las otras, pero con la fresca es mucho mas sencillo; una tarrina de crema de queso a las finas hierbas, otra igual pero sin hierbajos, una cuña de queso brie y una cuña de queso cremoso, albahaca, orégano, sal y pimienta. Bechamel y salsa de tomate.
Yo comencé por la bechamel, 600 ml. de leche, 50 gramos de mantequilla y 50 gramos de harina, sal y nuez moscada. En la thermomix, todo al vaso, velocidad 4, 8 minutos, 90 grados y listo. En el fuego, ponemos la mantequilla (yo suelo usar aceite de oliva) la derretimos y añadimos la harina, revolvemos y vamos añadiendo la leche (mejor templada), salamos, añadimos la nuez moscada y revolvemos hasta que liga todo. Lo dejamos cocer unos quince - veinte minutos. La tercera opción, ir al súper y comprarla hecha.
Yo he puesto todos los quesos, hierbas en abundancia y pimienta verde a discreción en el vaso de la thermomix y los he deshecho ( velocidad 5-7-9), estaba con los restos de la bechamel, pero no se hicieron ningún daño. Si no tenemos el maquinito, pues al vaso de la batidora y deshacemos todo.

Fuente de horno, ponemos un fondo de bechamel. Nos preparamos con las placas de lasaña y la mezcla de quesos y un cuchillo para untar; la fuente de horno cerca para poner nuestros rollitos. Cogemos una placa de lasaña y la untamos con el batido de los quesos, la enrollamos bien prieta y la cortamos en cuatro o cinco rollitos que vamos colocando en fila en la fuente de horno.  Así, una tras otra hasta que las hemos untado y cortado todas. Con una cuchara ponemos una cucharada de nuestra super salsa de tomate (ver receta en el blog) encima de cada rollito. Terminamos repartiendo la bechamel por encima de todos. Ya está listo nuestro plato, solo falta hornear a 180 grados unos veinte minutos. Como cada horno es distinto, si corren peligro de quemarse, bajamos la temperatura. Una monada los rollitos y muy buenos.

Además este plato nos permite sacar los pies del tiesto y echar a volar nuestra imaginación, los podemos rellenar con otra mezcla distinta de quesos, o con lo que se os ocurra. Con esta receta están muy buenos, pero seguro que hay múltiples opciones.